Carles Casas, eco-colchonero: ‘en nuestro entorno natural hay muchas fibras adecuadas para dormir bien’

ACCIONA

Un buen día, Carles Casas decidió poner su formación en el ámbito del diseño y su experiencia en el sector del descanso al servicio de un proyecto personal: crear colchones y complementos para un descanso ecológico auténticamente reciclable, sostenible, económicamente rentable, cómodo y adaptable. Para conseguirlo, aprendió las técnicas tradicionales y echó mano de su entorno natural para obtener las materias primas y las fibras necesarias: lana del Pirineo, algas del Delta del Ebro, lavanda y cascarillas de cereales del Berguedà, entre otras. Hoy combina arte, inteligencia y oficio para diseñar y crear colchones artesanales que aseguran un descanso reparador y respetan el medio ambiente.

¿A qué se dedica un ‘eco-colchonero’?
A recuperar un oficio que ha perdurado durante muchos siglos y a actualizarlo con la estética y las necesidades del siglo XXI. Tenemos en cuenta el medio ambiente, y por eso usamos materiales y fibras muy naturales.

ecomatalasser-2

Tú, que procedes del sector del diseño, ¿cómo llegaste a los colchones naturales?
Trabajé durante nueve años en una empresa de descanso y el tema me cautivó, ya fuera para hacer un producto artesano y de mayor calidad o para desarrollar nuevas creaciones.

Pero en algún momento tuviste que aprender las técnicas para hacer colchones, ¿no?
Yo trataba con colchoneros rurales ‘de toda la vida’. Ellos, mediante respuestas, demostraciones y prácticas, me enseñaron el oficio. He tardado cuatro años en aprender las técnicas. ¡Y solo estoy en el principio!

¿Diseñas tú mismo los colchones y todos los productos que creas?
Por descontado. Hoy en día, en un producto solemos encontrar muchos intermediarios. El problema del descanso (colchones, almohadas, somieres…) es que se ha estandarizado. Cada persona es diferente en la manera de dormir. Para producir tienes que estar ilusionado y hacer tu trabajo con ganas. Si diseño yo, eso refuerza el tiempo que dedico a cada pieza, un tiempo que, por cierto, es bastante prolongado.

¿Qué materias primas utilizas, y cómo las obtienes?
En nuestro entorno natural existen muchas fibras adecuadas para dormir bien, pero las hemos descartado porque no interesan a la industria ni al poder económico. Yo trabajo con lana, cascarillas, plantas aromáticas, clin, miraguano, etc.

¿Hasta qué punto nuestra salud depende de dormir bien?
Nuestra salud depende de muchas cosas (alimentación, deporte, etc.), pero disfrutar de un sueño reparador mejora nuestra calidad de vida.

Y con los colchones sintéticos, ¿qué hay que hacer?
Tenemos que evolucionar y usar menos química y derivados del petróleo. Porque en nuestros días, muchas empresas ponen sus intereses económicos por delante de nuestra salud.

¿Qué vida útil tienen tus colchones?
Un colchón de lana puede durar más de cien años.

¿Qué otros productos elaboras, además de colchones?
Colchonetas, almohadas y cojines, edredones, sobre colchones, etc.

¿Dirías, pues, que la sostenibilidad empieza en la cama?
Esta es una reflexión y un pensamiento que están empezando a crearse en las personas, fruto de nuestra observación del mundo, y que acaba materializándose en nuestra manera de consumir.

Ecomatalasser forma parte de la comunidad de producción ética y consumo responsable Thentics.com